Daimiel sigue adecentando los firmes de acerados y espacios urbanos

/El Digital de Ciudad Real/

El trabajo de las últimas semanas en la delegación de Obras se dirige al adecentamiento del firme en aceras y otros espacios urbanos. En concreto, la concejalía ha actuado en un tramo de calle Madara. Y ahora, lo hace a continuación (dirección camino Cañadillas), en el margen opuesto. Entre tanto, y como informa el concejal de esta área, Jesús Javier Villar, también se está mejorando el acerado de calle Escoplillo, cuya finalización está prevista para la próxima semana.

Asimismo, se está procediendo al reacondicionamiento de la plazoleta que se sitúa entre las calles Padre López y Terrero. Según el edil, “las obras marchan a buen ritmo y llegarán a su término en pocos días”. Se trata de una actuación “necesaria”, argumentó, “debido al mal estado que presentaba el suelo de la plaza por las raíces de los árboles, que hacían el lugar prácticamente intransitable”. Villar explicó que se van a sustituir dos de los cuatro árboles por una especie “con raíces más adecuadas para este tipo de lugares”, con el objetivo de “evitar que en el futuro se repitan los problemas que, además del firme de la plaza, también ocasionaban en las conducciones de saneamiento y eléctricas de las casas aledañas, respondiendo así a las demandas de los vecinos”.

En ese punto se adapta el acceso eliminando los dos escalones existentes y dejando en su lugar una plataforma única que tendrá un pavimiento antideslizante de imitación a granito. Además, se ha desplazado el contenedor soterrado que ocupaba parte de la acera y dificultaba el paso. La obra, que se completará con bancos y una papelera, tiene un presupuesto de 12.000 euros, y está subvencionada por el Plan de Obras de la Diputación Provincial.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*