La Escuela Infantil Municipal de Manzanares inicia el curso con ‘aulas burbuja’

La Escuela Infantil Municipal de Manzanares ha superado su primera semana del nuevo curso 2020-21, en el que se sigue un riguroso protocolo anti-COVID con grupos estables en ‘aulas burbuja’, cambio de calzado, lavado de manos y horarios escalonados de entrada y salida directa al aula. La concejala de Servicios Sociales, Prado Zúñiga, ha supervisado todo el proceso y, junto a las medidas higiénico sanitarias, valora la “calidad y calidez” de los recursos municipales.

En tan solo unos días, el alumnado de la Escuela Infantil Municipal ya ha asimilado los cambios del nuevo curso a los que ha obligado la actual pandemia. De acuerdo con el protocolo establecido, los niños y niñas saben que al llegar tienen toma de temperatura y toca cambiarse de calzado y lavarse las manos con agua y jabón. De esta manera, se evita el uso de geles hidroalcohólicos a tan corta edad.

También el personal sigue medidas preventivas. Además del uso obligatorio de mascarilla y desinfección diaria de ropa de trabajo, tiene tomas de temperatura y cambio de calzado, así como acceso diferente al centro. Del mismo modo, se ha reforzado la limpieza, según explicó Mª Carmen Ramírez, coordinadora del Grupo SAC, que ha vuelto a ser adjudicatario de la gestión de este recurso.

La concejala de Servicios Sociales, Prado Zúñiga, valoró este inicio de curso marcado por esta renovación del contrato y por las medidas adoptadas frente al coronavirus. Ha supervisado personalmente todo este proceso de inicio del nuevo curso. También estuvo en las reuniones grupales en las que, previamente, se explicó a las familias el “exigente y riguroso” protocolo anti-COVID de esta escuela municipal, resolviendo las lógicas dudas que la actual situación plantea.

El centro está actualmente está al 50% de su capacidad. Se ha apostado por aulas con ratios bajas y grupos estables, a modo de “aulas burbuja”, distanciadas entre sí y con baño exclusivo por grupo. Además, el acceso y la salida se realizan escalonados y sin aglomeraciones aprovechando la amplitud del patio.

Puesto que las ratios son actualmente muy bajas en las aulas, y dentro de las medidas establecidas en el protocolo, la matrícula de alumnado en la Escuela Infantil Municipal sigue abierta. “Queremos animar a las familias para que confíen en este entorno y vamos a tratar de cumplir todas las medidas y que los niños sean lo más felices posibles, que es de lo que se trata”, indicó Ramírez.

Zúñiga, por su parte, dijo que en esta escuela infantil, como en todos los recursos municipales donde se atiende a personas, “apostamos por la calidad y la calidez”. Al respecto indicó que ese cariño es fundamental, en este caso con los más pequeños de la familia, y por ello aseguró que se está poniendo todo el empeño en que el centro sea un espacio libre de COVID-19, limpio, seguro y “donde los niños y niñas puedan desarrollar todas sus capacidades sin que haya incidencias”.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*