FOTO | La medida tomada en forma de ‘caseta’ que servirá para visitar a los mayores en una Residencia de Ancianos de la provincia de Ciudad Real

El Ayuntamiento de Granátula de Calatrava (Ciudad Real) ha instalado una caseta provisional en la residencia de mayores de la localidad, para que los familiares de los residentes puedan visitarlos y hablar con ellos a través de un cristal y un teléfono, en el horario que estipula la fase 0 de la desescalada.

Esta iniciativa tiene como finalidad facilitar la comunicación de los familiares con los mayores que están en la residencia, garantizando la seguridad de los internos, en esta fase del desescalada del estado de alarma decretado para frenar la expansión de la COVID-19.

El alcalde de Granátula, Félix Herrera, ha justificado esta medida porque “en estos tiempos de pandemia, hay quien quiere ver a sus mayores internos, de forma regular, como lo hacía antes y, con las medidas del estado de alarma no pueden” y por eso se ha montado esta caseta provisional para facilitar la comunicación en las fases de desescalada,que se desinstalará “cuando pase todo y volvamos a la normalidad”.

Se han colocado vallas para señalizar correctamente la caseta provisional, que es cerrada para preservar la intimidad y en la se puede ver al familiar a través del cristal y comunicarse por un teléfono con el interior, que también ha sido facilitada por el Ayuntamiento, ha comentado el regidor.

Asimismo, ha indicado también que como algunos familiares están lejos y no puede ser posible tener contacto con los internos de de forma presencial, se ha dotado al centro de una tableta con la que pueden hacer vídeollamadas.

Por otro lado, Herrera ha informado que siguen con regularidad las tareas de desinfección de todo el pueblo, y que se están repartiendo mascarillas por los hogares de la localidad, así como que el Ayuntamiento tiene preparadas otras 1.000 mascarillas FPP2 para ser repartidas, que han sido adquiridas por el Consitorio.

Y también se están repartiendo mascarillas infantiles adaptables para niños, donadas por la Hermandad del Prendimiento de Ciudad Real, y la Diputación Provincial ha enviado 28 pantallas faciales para repartir en lugares comerciales y entre los trabajadores del Ayuntamiento.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*